Alfredo Martínez hunde a Pablo Basáñez García

8 febrero 2016

Pablo_Basáñez_García

La negligencia gubernamental, la ineficiencia administrativa, y la corrupción que se manifestó en los periodos de Pablo Basáñez García y Alfredo Martínez González, ha propiciado que estos dos políticos, ahora comiencen una guerra de acusaciones mutuas con tal de no salir “salpicados” en las investigaciones que lleva acabo el actual gobierno municipal, ante el espectacular desfalco de recursos públicos que se dio en los pasados tres años.

El asunto es tan grave, que los mismos ex alcaldes empiezan a hundirse poco a poco en su propio pantano, y lo peor para ellos es que no hay una sola persona que los quiere rescatar, ni siquiera sus mismos ex funcionarios.

Para nadie es un secreto que la crisis financiera que vive Tlalnepantla, se finca en la responsabilidad de Pablo Basáñez García -actual diputado federal-; y Alfredo Martínez González, flamante subsecretario de Educación Pública en el gobierno de Eruviel Ávila Villegas.

Estos dos personajes han decidido llevar su pleito personal y político a los medios de comunicación, en este caso el diario Reforma, quien ha dado seguimiento a los reclamos de los ex presidentes municipales.

En este sentido, Pablo Basáñez acusó a Alfredo Martínez de no haber concluido obras importantes en las colonias Valle Dorado, Robles Peralta y Benito Juárez. En tanto Martínez González, indicó que en su calidad de secretario del Ayuntamiento, pidió a Basáñez no poner en riesgo las finanzas del municipio, pero este no le hizo caso.

En resumen, Basáñez y Martínez González tratan de defender su poca honestidad política, su escasa credibilidad social, y sobre todo, han querido zafarse de una responsabilidad política, que podría incluso llevarlos a situaciones del orden judicial.

Cabe destacar que el gobierno de Denisse Ugalde Alegría, ha tenido que resolver los grandes problemas que le heredaron Pablo Basáñez y Alfredo Martínez. Prueba de ello es el finiquito de aguinaldos a casi 6 mil empleados de confianza y sindicalizados, que orilló a la administración a desembolsar más de 125 millones de pesos para este rubro.

Aunado a eso, Ugalde Alegría detectó una vergonzosa lista de 300 aviadores, que llegaron a cobrar hasta 100 mil pesos al mes sin trabajar. Este caso de corrupción, tuvo que ser avalado por Pablo Basáñez y Alfredo Martínez, quienes hoy se quieren lavar las manos demasiado tarde, porque en estos momentos, el cochinero de corrupción ya ha cubierto todo lo que quedaba de ellos.

(PyE)




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.