David Sánchez Guevara, en las sombras…

27 noviembre 2015

David_Sánchez_Guevara

No hay amanecer para quien vive en la oscuridad, dice el sabio refrán…y esa filosofía podría resumir parte de la vida de quien fuera el político más importante del Valle de México.

Han pasado tres largos meses desde que el ex edil de Naucalpan fue arrestado en su domicilio del Pedregal de Echegaray, y desde ese momento, no hay una luz que ilumine un camino lleno de intereses, complicidades, traiciones y ambiciones.

No hay día o semana que no se sepa de una nueva acusación contra David Sánchez Guevara. Lo grave del asunto es que no hay forma de defender lo indefendible. Sin duda los abogados del ex diputado federal saben que el caso pasó de lo complicado a lo difícil…y de lo difícil a lo imposible.

Solo y su alma está David Sánchez Guevara en la prisión de Otumba; desde luego sus familiares han estado con él en todo momento, pero sus “amigos de toda la vida” “colaboradores más cercanos” “gente de su entera confianza” “personas que le deben la vida” etc…no hay uno solo a su lado.

Tal vez la más fiel sea Leticia Yasmín Camacho Muñoz, quien es su pareja sentimental, y que también se vio beneficiada en diversos aspectos ya señalados en este mismo espacio. Sin embargo hay que aclarar que Leticia Camacho hundió más a Sánchez Guevara al transgredir las normas del penal de Santiaguito (Almoloya de Juárez).

Después de todas las acusaciones que tiene David Sánchez Guevara, hoy se sabe que también se adelantó su caja de ahorro y su finiquito desde el pasado mes de enero; la cantidad que cobró por esos rubros llegó a los 600 mil pesos.

Ahora ya el dinero ya no sirve de nada, menos para comprar una riqueza llamada “libertad”.

No sabemos si pronto o mucho tiempo después, David Sánchez Guevara salga libre. Lo que sí sabemos es que la vida da lecciones interminables a cada minuto, y de los errores se aprende tarde o temprano.

Hoy Naucalpan ha cambiado de manera importante; los esquemas del gobierno municipal, lograron salvar al municipio del abismo; la misma gente comprendió que hay un antes y un después de Sánchez Guevara; las familias dieron la mano a la gente que sí quiso trabajar.

Ahora ya todas las colonias pudieron encontrar al menos una respuesta; ya las “obras” y las “gestiones” no solo se centraron curiosamente en los siempre encantadores Copacis de Ampliación Los Fresnos y Prados San Mateo, los eternos consentidos de Sánchez Guevara.

Tres meses no es mucho para los que andamos trabajando del tingo al tango con tal de llevar una modesta comida a nuestros hogares. Pero tres meses pueden ser una eternidad para quien estuvo acostumbrado a gobernar como un príncipe.

Esperemos qué nueva denuncia hay contra David Sánchez Guevara.

(Editorial)




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.