Drogas y alcohol en el transporte del Edomex

19 febrero 2016

muerte

El transporte público en el Estado de México sigue siendo el peor del país, y para muestra están las estadísticas de la misma Secretaría de Movilidad, quien confirma que la mayoría de los conductores de las unidades conducen bajo los influjos del alcohol y la droga.

El diario Reforma señala que 791 choferes dieron positivo en consumo de cocaína, mariguana y alcohol. Estas personas, manejan en las principales vialidades de Ecatepec, Naucalpan, Nezahualcoyotl y Tlalnepantla.

Según la Secretaría de Movilidad, se les retiró la licencia a 103 choferes y no podrán recuperarla, lo cual no reduce en lo mínimo los niveles de peligrosidad de los conductores, quienes siguen arriesgando la vida de miles de personas.

El caso del transporte público en el Edomex –sobre todo en el Valle de México-, es sumamente preocupante, ya que muchos testimonios indican que la mayoría de las personas que salen de la cárcel, encuentran trabajo como choferes de las principales rutas.

Los empresarios del transporte se aprovechan de las condiciones de los ex presidiarios para explotarlos al máximo y pagarles un sueldo raquítico. Los choferes descansan muy poco durante el día, y su labor comienza alrededor de las 4 de la mañana y termina casi a las 10 de la noche.

Esta situación laboral, impulsa a los choferes a mantenerse alertas y despiertos a través del consumo de drogas y bebidas alcohólicas, lo que provoca que manejen a exceso de velocidad, ocasionando numerosas desgracias.

La mafia del transporte público en el Estado de México es muy fuerte y poderosa. Basta que el gobierno de Eruviel Ávila no avale sus exigencias para que colapsen en solo unos minutos a todo el Valle de México.

El gobierno mexiquense sí infracciona a los choferes, pero los dueños de miles de camiones, microbuses y combis, viven en la impunidad total.

(PyE)




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.