George Soros, atrapa a intelectuales mexicanos

27 abril 2017

Los trágicos momentos que ha vivido México, siempre han estado marcados por una infinidad de situaciones políticas, sociales y económicas. No ha existido un solo escándalo, que no haya sido vinculado con poderosas personalidades nacionales o extranjeras.

Es tanta la influencia de los grupos de poder, que no escatiman en utilizar todos los recursos a su alcance para manipular todo tipo de información, y este es el caso de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, quienes fueron usados para reforzar el ataque a las instituciones del país.

Muy curioso resulta que precisamente en los momentos en que se involucraba a José Luis Abarca (alcalde de Iguala), y a Ángel Rivero (gobernador de Guerrero), con Andrés Manuel López Obrador, salió a relucir la figura del magnate George Soros, quien vulnerando todo estado de derecho, organizó una “cumbre de periodistas” para denostar al Ejército Mexicano.

Fue en 2014, cuando todo México atestiguó los lazos de amistad entre López Obrador, Aguirre y Abarca. En ese momento, Soros echó la casa por la ventana, y convocó a la supuesta “ala intelectual” del país, donde resaltaron las figuras de Ricardo Raphael y Carlos Puig.

Palabras más palabras menos, estos líderes de opinión, vaciaron todas sus críticas al Estado de Mexicano, por la tragedia de los 43 estudiantes. Los blancos de sus ataques, fueron el presidente Enrique Peña Nieto y el Ejército Mexicano, a quienes culparon por lo sucedido.

Aquí la pregunta es, ¿por qué Raphael y Puig fueron seducidos por alguien tan detestable? ¿No se supone que ellos deberían analizar fríamente la tragedia de Iguala, y no hacer comentarios que solo ensombrecían más lo ocurrido?

Esta es una pequeña muestra de la influencia maligna de George Soros en la vida pública del país. Este personaje, ha sido clave para que muchos analistas, intelectuales y académicos, fortalezcan la hipótesis de que fue el Estado quien permitió lo de Iguala, cuando la mayoría sigue diciendo que el Ejército intervino en tiempo y forma.

George Soros, quiere crisis en México para aumentar su riqueza.

El magnate quiere confundir a la sociedad, para ganar dinero.

Soros, es un demonio vestido de ángel bendito, ¿alguien lo duda?

(Editorial)




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.