Hijo de líder cristiano evangélico, está en la nómina de Andrés Manuel López Obrador

16 agosto, 2019
Arturo Farela Gutiérrez (recuadro blanco) y Josué Farela Pacheco (recuadro gris)

Las Iglesias Evangélicas llegaron con todo a la Cuarta Transformación, y lejos de ser un vínculo para impulsar el diálogo, la reconciliación y la paz entre la ciudadanía, aprovechan los espacios gubernamentales para cobrar salarios que lastiman al pueblo más necesitado.

Este es el caso de Josué Farela Pacheco -hijo de Arturo Farela Gutiérrez, líder de iglesias evangélicas Confraternice-, quien cobra como coordinador regional de los Servidores de la Nación de la Secretaría de Bienestar.

Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), indica que la página de la dependencia no especifica qué zona del país coordina Josué Farela, pero el portal de Transparencia de la Secretaría de la Función Pública (SFP), sí especifica el sueldo que percibe: 73 mil 507 pesos mensuales sueldo bruto.

Es el sueldo que perciben los 259 coordinadores del programa para registrar a los beneficiarios de los programas sociales del gobierno federal y es el salario más alto de entre los 18 mil servidores de la nación. También Ricardo Camarero Salcedo y Roberto Vital Pineda, hijos de pastores, aparecen en la nómina de Servidores de la Nación, aunque con un sueldo de 10 mil 217 pesos.

Arturo Farela Gutiérrez, líder de la Confraternidad Nacional de Iglesias Cristianas Evangélicas (Confraternice), influye muchísimo en las decisiones del presidente Andrés Manuel López Obrador. Lo que antes se veía en la Iglesia Católica con los gobiernos priistas y panistas, ahora se ve con los evangélicos en la Cuarta Transformación.

Política y Estilo




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.