Irlandeses, Decepcionados con Benedicto XVI.

23 marzo 2010

La carta pastoral a los irlandeses del Papa Benedicto XVI continúa levantando hoy ampollas entre la sociedad de este país por su fracaso al abordar aspectos claves de los abusos sexuales contra menores cometidos por sacerdotes católicos en la isla. La misiva, coincide con la confesión del obispo de Clogher, Joseph Duffy, quien reconoció haber ocultado los abusos de un sacerdote en su diócesis de Enniskillen (Irlanda del Norte) en 1989.

La admisión de Duffy sigue a las efectuadas en el mismo sentido la pasada semana por el obispo de Derry, Seamus Hegarty, y el primado de la Iglesia Católica irlandesa, el cardenal Séan Brady, quienes, no obstante, se han negado a dimitir a menos que se lo pida el propio Papa.

Benedicto XVI, dice entender la gravedad de estas cuestiones, reconociendo y denunciando abiertamente los pecados de estos abusadores sexuales, así como los errores en el tratamiento oportuno y adecuado de esos casos por parte de autoridades de la Iglesia católica en Irlanda.

En la misiva -dedicada a las víctimas, a los sacerdotes y religiosos agresores, a los padres de familia, a las autoridades eclesiales y al pueblo católico- acepta las consecuencias de estos hechos y exige a los culpables someterse a la justicia humana y divina.




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.