Mano negra en la designación del Defensor de Derechos Humanos en Atizapán de Zaragoza

9 mayo, 2019

El desastre que se vive al interior del gobierno de Ruth Olvera Nieto, está por vivir un episodio inolvidable, luego de que el cabildo municipal, buscaría imponer a gente de muy bajo nivel profesional y personal en la Defensoría de Derechos Humanos municipal, provocando que la corrupción se filtre a una de las dependencias más sensibles para la gobernabilidad.

Fuentes cercanas a la presidencia municipal –que pidieron anonimato por temor a represalias-, indicaron que la situación política está a punto de estallar en el Ayuntamiento, y esto se debe a la poca capacidad de Ruth Olvera por contener las ambiciones de síndicos, regidores y directores de área, quienes traspasan la línea de la legalidad, sin que nadie les diga nada.

En este sentido, vale la pena señalar lo que ocurre con el tema de Derechos Humanos.

Resulta que los regidores Lilia María del Pilar Cedillo Olivares, Francisco Nevith Madera Sánchez y Claudia Lara Becerril (integrantes de la comisión edilicia de Derechos Humanos), impondrán a Carolina Pérez Orduña, Esteban Dorantes Becerril u Osbaldo Castillo Rojas, personas que responden a sus intereses, pero que no tienen el perfil para ocupar dicha dependencia.

Hay un caso muy elocuente sobre los intereses negros de estos regidores: la convocatoria para conocer la opinión de la sociedad civil, organizaciones públicas y privadas, para emitir la declaratoria de terna para elegir al Defensor de Derechos Humanos, fue difundida solo en la página oficial del Ayuntamiento, la tarde noche del miércoles 8 de mayo.

Esto es antiético, antitransparente y antimoral, pues ni siquiera la lista de los aspirantes publicaron.

Hay un dato relevante que señalar: la tercera regidora, Lilia María del Pilar Cedillo Olivares, fue acusada de extorsionar a una persona, pidiéndole 7 mil pesos para que agilizara un trámite en el Instituto de Seguridad Social del Estado de México y Municipios (ISSEMYM). Este hecho, es para que el Congreso mexiquense, inicie el procedimiento de desafuero para Cedillo Olivares.

¿Quién quedará como Defensor de Derechos Humanos? ¿La amiga o el amigo de Lilia María del Pilar Cedillo Olivares, Francisco Nevith Madera Sánchez o Claudia Lara Becerril? ¿La próxima o el próximo Defensor, tienen como condicionante instalar su oficina en alguna de las regidurías?

Esto es inadmisible, y se requiere la máxima intervención de autoridades federales y estatales.

Así las cosas con el gobierno corrupto de Ruth Olvera Nieto.

Cuando no cae, resbala…y en una de esas, los buitres la andan destituyendo.

Editorial




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.