¡¡¡Peña Nieto habló de transparencia!!!

6 octubre 2015

Enrique_Peña_Nieto

Por lo visto, al presidente de la República no hay ni cómo ayudarlo; cuando no mete la pata, hace el ridículo, y cuando no hace el ridículo sus propias palabras lo delatan como un estadista mentiroso. Sin duda, el inquilino de Los Pinos, es una cajita de sorpresas que nos puede matar de risa o de terror, todo al mismo tiempo.

Para muestra bastó su participación en la Semana Nacional de la Transparencia 2015, y de entrada surgió el cuestionamiento: qué estaba haciendo ahí o bajo qué excusa había asistido, porque si la memoria no nos falla, el mandatario federal es la persona menos honesta y el político menos transparente.

Suena a redundancia, pero no lo es.

Trataré de ser lo más conciso para que ustedes apreciables lectores puedan emitir su propio juicio, ante lo manifestado por el esposo de la Gaviota. Cito textual algunas palabras que dijo ayer el Ejecutivo Federal.

Transparencia y democracia van de la mano. Forman un binomio indisoluble; se complementan y fortalecen entre sí. La transparencia permite que las sociedades estén más informadas y tengan mejores elementos para decidir en democracia.

“Lo que debemos evitar es caer en la tentación de suponer que el ser transparentes va en oposición a la democracia. Gobiernos autoritarios y cerrados, suelen ser menos transparentes”.

(Este espacio está reservado para que todo México haga la cara de “what”)

Dice Enrique Peña Nieto que los gobiernos autoritarios son menos transparentes. Entonces cómo debemos de catalogar a su propio gobierno, ya que este ni es transparente mucho menos honesto.

Si la actual administración priista fuera transparente, Peña Nieto ya no sería presidente de la República desde hace mucho tiempo. Si el mandatario se jactara de ser honesto, al menos ya hubiera mandado a la cárcel a la corrupta de Rosario Robles Berlanga por haber utilizado a la Cruzada Nacional contra el Hambre como su caja chica.

De Angélica Rivera, ya ni hablamos.

¿Quién decidió que Enrique Peña para que fuera el orador principal de la Semana Nacional de la Transparencia? Si la onda era ofender, los organizadores hubieran solicitado la presencia de la Gaviota para cortar el listón inaugural y así poder disfrutar la foto de la corrupción más perfecta de toda la historia.

Invitar a Peña Nieto a un evento de “transparencia” es un lujo.

Pero que Peña Nieto hable sobre “transparencia”, es algo que no tiene precio.

Por Luis Enrique Rocha. @luis_journalist




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.