¿Tendrá el valor Enrique Peña Nieto de pedirle su renuncia a Javier Duarte?

10 agosto 2015

Enrique_Peña-Nieto_Javier_Duarte

El gobernador de Veracruz, está enfrascado en una situación tan compleja, que lo único que salvaría a su “mínimo prestigio”, es la renuncia a su cargo como mandatario estatal. No hay razón alguna para que el enemigo número uno de los periodistas, siga al frente de la administración estatal.

El día de hoy, el jefe de gobierno de la Ciudad de México, informó que la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), viajará a Veracruz para tomarle la declaración a Javier Duarte de Ochoa, por el caso del reportero grafico y la activista asesinados en la colonia Narvarte.

¡Qué vergüenza tener en México a un gobernador sospechoso de un crimen!

Después de esta humillación política, Duarte tiene que largarse del Palacio de Gobierno. Es inadmisible que un personaje tan ruin, falso, mentiroso, hipócrita, mal intencionado, vengativo, ratero, destructor y corrupto, sea el que decida los destinos de toda una gran comunidad.

Todos sabemos que nuestros hermanos veracruzanos, son gente trabajadora, honesta, amable, solidaria, y ellos no merecen tener como gobernador a una porquería política como lo es Javier Duarte. Esto es tan indignante, que dan ganas de volver el estómago.

¿Qué va a decir Javier Duarte cuando los ministeriales le pregunten sobre las amenazas de muerte hacia las personas que se habían autoexiliado en la colonia Narvarte? Seguramente, va a contestar que él es un demócrata, un defensor de la libertad de expresión, un político que busca el progreso de su estado, y bla bla bla…

¿Tendrá el valor Peña Nieto de pedirle la renuncia a Duarte de Ochoa, o le vale?

Y aún hay políticos que dicen que los medios son amarillistas.

Javier Duarte de Ochoa, sí es un peligro para México…y tiene que largarse, ya.

(Editorial)




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.

Es 3 de octubre 2015 y nada de despido ni renuncia. Pasará nada. Como siempre la apuesta del pri y los priístas es la misma, al olvido.

wpDiscuz