Verónica Rocha, hunde al DIF Tlalnepantla

22 Diciembre 2015

Verónica_Rocha_Vélez

La crisis que viven los cientos de empleados del Ayuntamiento de Tlalnepantla, se ha extendido al Sistema Municipal DIF, y al parecer no hay quién detenga al enorme monstruo que sigue devorando la estabilidad de muchas familias de escasos recursos.

Lo que pasó ayer en las oficinas centrales del DIF Tlalnepantla –ubicado en el Fraccionamiento Santa Mónica-, es demasiado insultante para la gente honesta y trabajadora. Ahora el alcalde Alfredo Martínez González no solo les quita el dinero de sus salarios y aguinaldos, sino que además, arremete contra ellos con todo y fuerza pública.

Este acto, tiene a una culpable directa: Verónica Rocha Vélez.

Es totalmente inadmisible que tanto la presidenta del DIF Tlalnepantla, como su esposo -el diputado Pablo Basáñez García-, respondan con violencia ante las protestas de los trabajadores que ruegan porque les paguen su dinero.

Abrimos un breve paréntesis para señalar que Basáñez y Verónica Rocha, profesan la religión cristiana bautista, y que su congregación ubicada en la entrada del Fraccionamiento Valle Dorado, ha sido señalada como un centro de dudosa reputación, ya que en ese lugar se reúnen familias y personajes con almas muy oscuras.

Bueno, pues estos “angelitos” que predican la palabra de Dios, son los que tratan de aplastar y humillar a todos aquellos que se atrevan cuestionarlos, sobre todo cuando se trata de dinero y de transparentar las finanzas públicas.

Aquí habrá que preguntar si ya se la han hecho auditorías a la presidenta del DIF Tlalnepantla. Al parecer, no hay auditorías, y esto es gravísimo; la corrupción está en su máxima expresión.

Hace unos días, en este mismo espacio, Política y Estilo señaló la grave circunstancia que viven los empleados del Ayuntamiento de Tlalnepantla, debido a que el presidente municipal, Alfredo Martínez González, donó el dinero de los empleados al Teletón sin ningún aval o permiso.

La cifra que entregó el alcalde a Emilio Azcárraga alcanzó los 400 mil pesos.

Es urgente que el gobierno de Eruviel Ávila Villegas, intervenga al Ayuntamiento de Tlalnepantla, y exija a las autoridades que paguen hasta el último centavo que le deben a cientos de personas, que sufren lo insufrible por culpa de Alfredo Martínez González y Verónica Rocha Vélez.

Recordemos que Pablo Basáñez tiene fuero por ser diputado…pero su esposa, no.

(Editorial)




COMENTARIOS EN FACEBOOK
(Deja el tuyo)

* Todo comentario será revisado y publicado de acuerdo a nuestras políticas.

Pablo Basañes dejó en la quiebra al municipio y su esposa nos quiere distraer haciendo que el personal del DIF se exponga en las manifestaciones, quieren que se nos olviden las compras de sus casas millonarias y su departamento de Huixquilucan

wpDiscuz